De la felicidad personal al bienestar general: Aristóteles & Stuart Mill

Esquema comparativo propuestas éticas de Aristóteles y Stuart Mill

Sigue leyendo

Anuncios

La filosofía y el cine de 1993: aliados perfectos

Año exitoso en la producción cinematográfica y fructífero para esa tarea gustosa de relacionar el séptimo arte con la reflexión filosófica y psicológica.

Quizás esa doble realidad pasara desapercibida gracias a La lista de Schindler, película que obtuvo 7 Oscar y 12 nominaciones y que eclipsó a otras meritorias propuestas como The Piano, Parque Jurásico, Philadelphia, Lo que queda del día o En el nombre del padre.

Sigue leyendo

Películas para el debate

Listado de las películas que he trabajado este año -dos por mes- y la peculiar visión de las mismas. 

  1. -Sentido del dolor: Tierras de penumbra
  2. -Niños/as con altas capacidades: En busca de Bobby Fischer.
  3. -Reality show: El show de Truman.
  4. -Objeción de conciencia: Un hombre para la eternidad.
  5. -Pena capital: Pena de muerte.
  6. -Utopías: Cadena de favores.
  7. -La discapacidad: El milagro de Ana Sullivan.
  8. -Perdón y redención: Los miserables.
  9. -Barrios deprimidos: Una historia del Bronx.
  10. -Estrés y vacío existencia en sociedades modernas: Un día de furia.
  11. -Relaciones humanas: Smoke
  12. -Toma de decisiones, actitudes vitales: El día de la marmota. 
  13. -Tenacidad, perseverancia: En busca de la felicidad. 
  14. Racismo: Adivina quién viene esta noche.
  15. Formación del talento: Descubriendo a Forrester.
  16. El poder de las palabras: El discurso del rey.
  17. Educar sin sermones: Matar a un ruiseñor.
  18. Emprendedores: La terminal.
  19. Libertad fundamental: Cadena perpetua.
  20. La cara opuesta de Peter Pan: El imperio del sol.
  21.  Soledad: Naufrago.
  22. Criterio propio: Doce hombres sin piedad.
  23. Superación personal: El cartero y Pablo Neruda.
  24. La necesidad de agradar: La cena de los idiotas. 

 

 

¿Por qué nos cae bien el Joker?: emotivismo moral de Hume

Texto

Si podemos depender de algún principio que aprendamos de la filosofía es éste, que pienso puede ser considerado cierto e indudable: no hay nada en sí mismo valioso o despreciable, deseable u odioso, bello o deforme, sino que estos atributos nacen de la particular constitución y estructura del sentimiento y afecto humanos.

David Hume, El escéptico.

Tesis básica del emotivismo moral Sigue leyendo

Comentario resuelto Kant: el hombre, fin en sí mismo.

Ahora yo digo: el hombre, y en general todo ser racional, existe como fin en sí mismo, no sólo como medio para usos cualesquiera de esta o aquella voluntad; debe en todas sus acciones, no sólo las dirigidas a sí mismo, sino las dirigidas a los demás seres racionales, ser considerado siempre al mismo tiempo como fin. Todos los objetos de las inclinaciones tienen sólo un valor condicionado, pues si no hubiera inclinaciones y necesidades fundadas sobre las inclinaciones, su objeto carecería de valor. Pero las inclinaciones mismas, como fuentes de las necesidades, están tan lejos de tener un valor absoluto para desearlas, que más bien debe ser el deseo general de todo ser racional el librarse enteramente de ellas. Así pues, el valor de todos los objetos que podemos obtener por medio de nuestras acciones es siempre condicionado. Los seres cuya existencia no descansa en nuestra voluntad, sino en la naturaleza, tienen, empero, si son seres irracionales, un valor meramente relativo, como medios, y por eso se llaman cosas; en cambio los seres racionales llámense personas porque su naturaleza los distingue ya como fines en sí mismos, esto es, como algo que no puede ser usado meramente como medio, y, por tanto, limita en ese sentido todo capricho (y es un objeto de respeto)

KANT, Fundamentación de la metafísica de las costumbres

Sigue leyendo